Pacto contra la despoblación en Castilla-La Mancha

Poren la sección
113
Pacto contra la despoblación en Castilla-La Mancha

La presidenta de Adiman, Mari Carmen García, y el gerente, Miguel Ángel Moraga, asistirán este viernes a la firma del Pacto contra la Despoblación en Castilla-La Mancha que tendrá lugar en la Real Fábrica de Paños de Brihuega (Guadalajara).

El Gobierno de Castilla-La Mancha tiene previsto firmar  el próximo 28 de febrero a las 11 horas en Brihuega (Guadalajara) el Pacto contra la Despoblación tras alcanzar un acuerdo sobre el texto con agentes sociales -UGT, CCOO y CECAM-, la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) en Castilla-La Mancha y RECAMDER, en representación de los Grupos de Acción Local.

En palabras del presidente de Recamder, Jesús Ortega Molina, “gracias al esfuerzo y la labor de los Grupos  estamos manteniendo los pueblos y estamos ralentizando en la medida de lo posible el imparable proceso de la despoblación. Sin ese trabajo, hoy la realidad del mundo rural sería mucho más negra de lo que ya es.  Pero es evidente que esa labor ingente no ha sido suficiente. El problema ha tomado unas dimensiones tan grandes y tan preocupantes, que precisa del apoyo, la implicación y el compromiso firme de todas las instituciones, entidades, asociaciones y organismos, e incluso de todos y cada uno de los ciudadanos. Todos debemos empatizar y volcarnos con el mundo rural, porque el problema de la despoblación es un problema global y muy serio, de ahí   la importancia del Pacto contra la Despoblación que se va a firmar en Castilla –La Mancha, el primer pacto en este sentido firmado a nivel regional en España. Los Grupos hemos de ser de altavoces de los testimonios reales de quienes viven en pequeños pueblos y cada día se enfrentan a los problemas que supone formar parte del mundo rural, sin olvidar todo lo que los pequeños pueblos pueden ofrecer, las oportunidades que esconden y la importancia que tienen para la sociedad global”.